curriculum vitaeRecursos Humanos RRHH Press. En un proceso de selección son muchos los candidatos que compiten por una misma vacante, por lo que el currículum es clave para conseguir el acceso a la entrevista de trabajo.

“Hay que tener claro que el objetivo de un currículum no es lograr de primeras el puesto de trabajo, sino que la empresa se interese por la candidatura del aspirante", advierte Salvador Sicart, Director de Hays Response España.

Por ello, hay seis puntos clave para hacer un currículum atractivo y que destaque por encima de otras candidaturas:

Incluir una “declaración personal de intenciones”. Incluir unas líneas en el currículum, debajo de los datos de contacto, sobre el papel que a uno le gustaría desarrollar en esa compañía, metas y objetivos. Esto ayudará al reclutador a tener una instantánea sobre el candidato y saber si encajaría o no en el perfil.

Adaptar la descripción de las funciones. A la hora de describir las funciones realizadas en anteriores trabajos, es muy efectivo incluir adjetivos similares a los utilizados en el anuncio de trabajo, pero sin replicar palabra por palabra. “Si el empleador da prioridad a alguien con 'habilidades de liderazgo efectivo', hay que asegurarse de que en las tareas realizadas con anterioridad se incluyen algunas vinculadas con esta área, e, incluso, en la descripción de las habilidades personales se recogen aquellas relacionadas con este campo”, señala Sicart.

Evitar los clichés. Los reclutadores buscan evidencias tangibles de los logros conseguidos, no una lista de adjetivos manidos. No es suficiente asegurar que uno es buen trabajador, responsable y con grandes habilidades para trabajar en equipo, hay que ser capaz de demostrarlo con una evidencia sólida. Esto se podría lograr poniendo ejemplos de situaciones en las que se hayan puesto en práctica dichas cualidades o capacidades.

Proporcionar pruebas contundentes de los logros. Cuando se enumeran los logros, hay que tener en cuenta que lo que realmente impresiona a los reclutadores son los datos. “Es preferible ilustrar las metas alcanzadas con datos y cifras; por ejemplo, cuánto aumentó la productividad de la empresa con su actividad, o cuantos clientes decidieron invertir en la compañía a través de sus acciones, qué porcentaje de ellas finalizaron con éxito, etc.”. afirma Sicart.

Ponerse en el centro de la acción. Recordar que, a través del currículum, uno se vende a sí mismo, por lo que es recomendable hablar siempre en primera persona, utilizar expresiones y verbos que recojan y reflejen una actividad de equipo y de compromiso, como, por ejemplo, involucrarse. Sin embargo, no hay que atribuirse méritos que no son de uno, ni tampoco hablar mal de excolegas o exjefes, ya que esta es una de las razones más habituales para descartar a un candidato en un proceso de selección.

Hacer el currículum accesible y claro. Lo más importante es hacer un currículum en el que predomine la claridad. Elegir una fuente clara y legible, asegurarse de que los datos de contacto son los actuales. Simplificar todo lo que se pueda, sin olvidar elegir un formato accesible -el más efectivo es PDF-, para que, además, no haya posibilidad de que sea manipulado.

Salvador Sicart concluye que las posibilidades de lograr una entrevista de trabajo aumentarán de manera considerable si siguen estos pasos y si, además, el currículum se redacta en torno a algunos logros clave que estén relacionados directamente con la oferta a la que se quiere optar.

RRHHpress.com

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.