inaemRRHH Press. El Instituto Aragonés de Empleo (INAEM) ha cumplido este año el décimo aniversario de su creación. El organismo nació, una vez realizadas las transferencias por parte del Estado, con el objetivo de planificar y gestionar las políticas de empleo de la Comunidad Autónoma.

Con una doble misión, favorecer la inserción laboral y el desarrollo profesional de los trabajadores y facilitar a las empresas el contacto con los trabajadores, el INAEM dispone de 22 oficinas de empleo: 7 en la provincia de Huesca, 5 en Teruel y 10 en Zaragoza y 5 Centros de Formación para el Empleo.

El INAEM, organismo adscrito al Departamento de Economía, Hacienda y Empleo del Gobierno de Aragón, ha hecho una apuesta clara por la promoción del empleo y la formación. Para ello, en Programas de Fomento del Empleo ha invertido un total de 211 millones de euros, en los últimos diez años, beneficiando a casi 31.000 desempleados, impulsando un total de 15.500 proyectos.

Por lo que respecta a la formación, de la que se han podido beneficiar tanto los desempleados como los trabajadores ocupados, el Gobierno de Aragón ha impartido en esta década un total de 25.000 acciones formativas, dirigidas a más de 377.000 trabajadores.

Sello de Excelencia Europea 400+

Además, coincidiendo con esta celebración, el INAEM ha recibido el sello de Excelencia Europea 400 +, con el que ha sido distinguido el organismo autónomo por su sistema de gestión. Merced a la puntuación obtenida en la evaluación realizada siguiendo los criterios del modelo EFQM de excelencia, el INAEM es la primera entidad del Gobierno de Aragón que recibe este reconocimiento.

El sello de Excelencia Europea permite a las organizaciones identificar el nivel de gestión en el que se encuentran y elaborar una memoria descriptiva de las actividades realizadas y resultados obtenidos. Ayuda a identificar las fortalezas clave así como las posibles carencias con relación a la visión y la misión que tiene la empresa.

Este sello se concede a las organizaciones realmente excelentes y, por lo tanto, supone para quien lo recibe un reconocimiento de carácter internacional, puesto que se otorga el reconocimiento de la Fundación Europea de Gestión de Calidad (EFQM).