InternetRecursos Humanos RRHH Press. El 17 de mayo se celebra el Día Internacional de Internet, fecha creada con el objetivo de dar a conocer las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías para mejorar el nivel de vida de los pueblos y de sus ciudadanos.

Recursos Humanos e Internet, ambos presentes en cualquier empresa del mundo, han necesitado evolucionar a la par durante los últimos años para atraer y conservar el talento.

La gestión del capital humano está sufriendo una rápida transformación que está remodelando la gestión de la fuerza del trabajo. Para hacer frente a estos desafíos y a la necesidad de ser más estratégicos de cara al negocio, los responsables de Recursos Humanos están poniendo en marcha proyectos de transformación y realizando inversiones en tecnología de RRHH, liderados por el uso de Internet.

Gracias al uso de Internet las soluciones de gestión de personal mejoran el compromiso de los trabajadores y aumentan tanto la transparencia como la comunicación entre directivos y empleados.

Para las empresas que necesitan gestionar la comunicación, la planificación y la información en centros de diferentes emplazamientos, Internet se muestra como un catalizador necesario para elegir una solución que centralice la administración de RRHH. Y con motivo del último cambio regulatorio, el nuevo RGPD ha obligado a los responsables de RRHH a tomar varias decisiones tecnológicas clave.

Según Jordi Aspa, director general de ADP Iberia, "el uso de Internet permite una gestión más sencilla y rápida de los procesos administrativos para que los responsables de RRHH puedan enfocarse en las tareas de mayor importancia estratégica. Todas las empresas, sin importar su tamaño o actividad, ya son conscientes de las ventajas que ofrece el uso de Internet en el ahorro de costes y mejora de la eficiencia en, por ejemplo, la gestión de sus nóminas".

Internet, clave en la gestión local y global

Las empresas multinacionales gestionan sus recursos humanos según el tipo de empleado que tienen, desde donde trabajan, con cambios de hora, distintos tipos de contratos y divisas. Y además, necesitan cumplir las diferentes normativas de cada país y retener los impuestos correspondientes en cada lugar en el que llevan a cabo su actividad. Hacer frente a todas estas complicaciones lleva mucho tiempo y supone costes añadidos.

Una solución basada en la nube, gracias al uso de Internet, puede proporcionar a los directivos acceso a los datos que necesitan desde cualquier lugar. Para quienes no pasan su jornada laboral frente al ordenador, esto puede resultar algo más difícil, y por eso cada vez hay más empresas que ofrecen a sus empleados acceso de autoservicio a su información de nóminas y prestaciones a través de aplicaciones móviles de RRHH.

La nube, siempre y cuando esté correctamente implementada, puede mitigar los riesgos de no conformidad con el RGPD y con las leyes laborales locales.

Internet es clave para dotar a RRHH de las herramientas y el conocimiento necesarios para que puedan alcanzar sus objetivos a largo plazo, en concreto en la transformación de su función administrativa, posicionándose como un socio valioso para la dirección.

RRHHpress.com