dhl kelloggRecursos Humanos RRHH Press - DHL Supply Chain, líder mundial en logística global, y la multinacional agroalimentaria Kellogg, han logrado mantener desde junio de 2011 el ratio de ‘0 accidentes’ en el centro logístico que las compañías tienen operativo en la localidad de Valls (Tarragona).

El centro logístico gestionado por DHL Supply Chain España para Kellogg, situado a 750 metros de su fábrica en el Polígono Industrial del Valls, está operativo desde marzo de 2000. En él, una plantilla de 75 personas gestiona una superficie logística y de almacén de 26.000 m2, más de 28.500 palés, y la entrada y salida diaria de unos 50 trailers de gran envergadura. El producto final se distribuye desde allí a toda la península ibérica y se exporta a Francia, Italia, Benelux, Alemania, Grecia y Chipre, entre otros países.

El modelo de protocolos desplegados por DHL Supply Chain España para disminuir al máximo la siniestralidad laboral en el centro de operaciones logísticas de Kellogg se inició en 2010 y se basa en tres pilares fundamentales: formación, concienciación y motivación de la plantilla.

Un modelo que se inicia durante el proceso de selección de los trabajadores y que incluye diversas vías de comunicación proactiva con los empleados a través de, entre otras iniciativas, la celebración de sesiones informativas en profundidad sobre riesgos y medidas preventivas, la formación específica en temas clave como seguridad alimentaria, protocolo de baterías o normas de circulación dentro en el centro logístico o inspecciones de seguridad periódicas.

Según Anabel Huelmo, directora de cuenta en DHL Supply Chain España, "la formación de la plantilla y una información continuada y de calidad son claves para lograr un índice mínimo de accidentes o, como en este caso, lograr la siniestralidad laboral 0. Tanto Kellogg como DHL trabajamos para inculcar una cultura preventiva a los trabajadores del centro mediante un plan conjunto de trabajo".

Mediante la aplicación de estas líneas de trabajo DHL Supply Chain puede predecir riesgos potenciales y hacer un seguimiento exhaustivo del plan global de seguridad. Además, en el plan de trabajo global hacia un entorno laboral seguro se tocan áreas que van más allá de las propias inherentes a la técnica y a las operaciones logísticas, por ejemplo, cursos específicos para que la plantilla sepa cómo prevenir enfermedades cardiovasculares o problemas de espalda con talleres divulgativos especializados o iniciativas pro hábitos sanos, como la denominada 'Desayunos saludables' que consiste en proporcionar fruta a toda la plantilla cada mañana.

La motivación y concienciación de la plantilla del centro del Valls son fundamentales para lograr que trabajadores, comité de gestión y comité de salud aúnen fuerzas en torno a la consecución de un entorno de trabajo seguro. Algunas herramientas que resultan especialmente útiles en este sentido son el análisis pormenorizado cuando se ha producido un accidente o incidente, para dilucidar el porqué de lo ocurrido, el ‘Contador de días sin accidentes’, calendario a disposición de toda la plantilla que ayuda a motivar y mantener altos los niveles de precaución, y la creación de documentos de detección de riesgos que pueden utilizar todos los empleados para denunciar una situación con posible riesgo.

RRHHpress

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.