IEERecursos Humanos RRHH Press. Desde comienzos de la crisis económica, el paro de muy larga duración, aquel que se prolonga durante más de 24 meses, ha ido aumentado en los países de la Unión Europea, según advierte el Instituto de Estudios Económicos (IEE).

En concreto, el promedio europeo de paro de muy larga duración ha pasado de un 25,5 % sobre el desempleo total en 2007 a un 30,1 % en 2015.

Grecia es el país más afectado por la larga duración del paro. El 51,2 % de los desempleados griegos llevan sin empleo más de dos años. A continuación figuran Eslovaquia (46,9 %), Croacia (42,1 %) e Irlanda (41,2 %).

Por su parte, Portugal y Bulgaria se sitúan levemente por encima del 40%, mientras que Italia registra un 38,8%.

En España, el desempleo de muy larga duración ha sufrido un aumento pronunciado desde 2007. A comienzos de la crisis, la tasa española se situaba en el 9,8 %, notablemente por debajo de la media europea, y ha ido escalando hasta alcanzar un 34,6 % en 2015.

Bélgica y Eslovenia también forman parte de los diez países que superan la media europea. Alemania se sitúa por debajo del promedio con un 28,6 %, al igual que Letonia.

La cifra baja al entorno del 25 % en Países Bajos y al 22 % en Francia. En Austria la proporción de parados de muy larga duración se sitúa en un 12,9 %, mientras que Finlandia, Dinamarca y Luxemburgo están por encima del 11 %.

Por último, la tasa de paro de muy larga duración más baja de la Unión Europea corresponde a Suecia, con un 8,6 %.

imagen de la noticia

RRHHpress.com

 

SPEC

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.