asempleoRecursos Humanos RRHH Press. Según previsiones de la asociación de agencias de empleo, Asempleo, para la Encuesta de Población Activa (EPA) del cuarto trimestre de 2016, España cerró el año con una tasa de paro del 18,5 %, un porcentaje muy próximo a la tasa de paro estructural, el 18 %, por lo que la entidad ha alertado del “escaso margen disponible para seguir reduciendo el número de desempleados”.

Según Asempleo, la tasa de paro estructural ha aumentado un 6 % con motivo de la crisis, un incremento que ha sido mayor en aquellas comunidades autónomas con tasas de paro más elevadas, como Andalucía, Región de Murcia o Castilla-La Mancha, entre otras.

Las previsiones de paro de Asempleo para los próximos trimestres pueden agravar las consecuencias de este dato, dando lugar a subidas de salarios y precios, lo que provocaría excluir a más personas que las ya desempleadas.

El mayor problema para Asempleo es que el volumen de parados de larga duración, aun siendo elevado, es menor que el umbral que marca la tasa de paro estructural, lo que significa que la cifra de este colectivo podría seguir creciendo, afectando a otro colectivo vulnerable, los jóvenes.

Por ello, Asempleo considera imprescindible reforzar la empleabilidad de los trabajadores y parados para evitar el enquistamiento en esta situación, acometiendo medidas que mejoren la flexibilidad y la competitividad y fomenten la creación de puestos de trabajo, además de reformar las políticas activas de empleo para reducir la tasa de paro estructural.

Según Andreu Cruañas, presidente de Asempleo, “el mercado de trabajo es demasiado rígido, y la falta de flexibilidad podría enquistar y engrosar el número de personas desempleadas, al no tener cabida para la friolera del 18% de paro de la población activa”.

“Se deben acometer con la mayor brevedad posible las reformas que quedan pendientes en el mercado laboral, e insistimos en que deben ir encaminadas a una mejora de la empleabilidad de los desempleados, impulsando las políticas activas e implicando todos los recursos con los que cuenta el mercado, tanto públicos como privados, para hacer una gestión más eficaz y eficiente de las ofertas de empleo y la intermediación laboral”, añade Cruañas.

RRHHpress.com

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.