José Luis Martínez Donoso (izda.), director general de Fundación ONCE, y José Delfín Pérez, senior vicepresident de Applus+

Redacción. Más del 40% de las compañías españolas tiene previsto o está valorando reducir su plantilla como consecuencia del impacto del Covid-19.

Así se desprende de una encuesta realizada recientemente por Willis Towers Watson a cerca de mil organizaciones europeas, entre las que se incluyen más de un centenar españolas.

El 69 % de las empresas consultadas en España reconoce que la pandemia tendrá un impacto negativo relevante en su negocio en los próximos seis meses, el 59 % cree que este se extenderá durante el próximo año y el 45 %, que lo hará incluso hasta entrado el ejercicio 2022.

Willis Towers Watson destaca que solo un 4 % declara que no prevé un impacto negativo en los próximos 12 meses, porcentaje que se eleva al 16 % si se considera un plazo de 24 meses.

La encuesta pone de relieve que las organizaciones declaran estar considerando o haber congelado (73 %), aplazado (83 %) o reducido (79 %) las nuevas contrataciones de personal.

De hecho, el 19 % de las empresas que han participado en el análisis se encuentran ya inmersas en planes de reducción de plantilla, y un 24 % adicional lo está considerando.

Los colectivos de empleados relacionados con el trabajo manual, la cadena de producción y el soporte al negocio son los más susceptibles de perder su empleo en los próximos tres meses.

En materia de remuneración, más de la mitad de las compañías consultadas está considerando o ya ha puesto en marcha el diferimiento o la reducción de los incrementos salariales.

En concreto, un 25 % manifiesta haber congelado ya los salarios y un 18 % afirma que lo está sopesando. Además, alrededor de un 16 % ha llevado o está llevando a cabo reducciones de salario, y un 10 % adicional lo está valorando.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.