El SAE destinará 6 millones de euros a la inserción laboral de 2.500 desempleados

Redacción. El Servicio Andaluz de Empleo (SAE) destinará 6 millones de euros al programa Acciones Experimentales, dirigido a promover la inserción laboral de desempleados con especiales dificultades de acceso al mercado de trabajo a través de la puesta en marcha de planes integrales que combinan orientación y asesoramiento, formación y prácticas laborales.

El SAE tiene previsto que alrededor de 2.500 personas desempleadas puedan beneficiarse de este programa a través de su participación en itinerarios personalizados que incluyen acciones informativas, formativas y de orientación para la mejora de sus competencias profesionales.

Estas acciones se ejecutan a través de entidades colaboradoras, como entidades sin ánimo de lucro, corporaciones locales o universidades, entre otras.

Estas entidades recibirán una cuantía máxima de 2.400 euros por participante. Podrán imputar como conceptos subvencionables las acciones de información, orientación y asesoramiento, las acciones de formación, los costes salariales, la organización y la gestión de las prácticas salariales, así como el desplazamiento y movilidad geográfica de las personas participantes.

Las subvenciones serán abonadas mediante dos pagos: el primero, correspondiente al 50 % de la ayuda, a la fecha de la resolución de concesión, y el segundo tras la justificación total de los gastos.

A los participantes se les exige estar inscritos como demandantes de empleo desempleados y pertenecer a colectivos como los de personas con discapacidad, personas desempleadas en riesgo de exclusión social, minorías étnicas, demandantes de empleo mayores de 45 años, inmigrantes, parados de muy larga duración, mujeres con problemas de integración laboral, perceptores de prestaciones, subsidios por desempleo o de la Renta Activa de Inserción.

El programa cuenta con un objetivo de inserción del 35 % de los participantes, que deberán permanecer dados de alta al menos seis meses por cuenta ajena o cuenta propia. Este porcentaje puede verse reducido al 30 % si todas las personas atendidas son perceptoras de la Renta Activa de Inserción.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.