Imagen de la noticia

Redacción. Iberdrola ha firmado un acuerdo con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y el Instituto de Crédito Oficial (ICO) para impulsar la recuperación verde con el desarrollo de nueva capacidad renovable en España.

En virtud de este acuerdo, el BEI facilitará a la energética española 600 millones de euros, y el Instituto de Crédito Oficial, 200 más, para financiar la construcción de más de 20 proyectos con una potencia total superior a los 2.000 megavatios (MW). Estas nuevas instalaciones producirán la energía verde y competitiva equivalente al consumo medio anual de cerca de un millón de hogares.

El BEI apoya esta operación a través de un préstamo de energía verde, un tipo de financiación cuyas características cumplen íntegramente con los requisitos definidos en su programa de Bonos Climáticamente Responsables (Climate Awareness Bonds) y es, por tanto, susceptible de asignarse a su cartera de operaciones de préstamo financiadas mediante la emisión de dichos bonos.

La financiación suscrita con ICO representa el tercer préstamo verde que concede el Instituto a Iberdrola con el objetivo de potenciar la producción de energía a partir de fuentes renovables y no contaminantes.

Generación de empleo

Las inversiones que se realizarán bajo este acuerdo tendrán un impacto positivo en la generación de crecimiento económico y de empleo, aspectos especialmente relevantes en el contexto actual, al tiempo que contribuirán a la lucha contra el cambio climático.

En su conjunto, las nuevas infraestructuras permitirán crear cerca de 3.000 puestos de trabajo directos durante la fase de construcción, además de los que se generarán en otros sectores relacionados, hasta el año 2023.

A estos se sumarán varios cientos de empleos fijos, la mayor parte de ellos en las zonas rurales donde se ubicarán las nuevas instalaciones.

En concreto, el BEI y el ICO financiarán plantas fotovoltaicas y parques eólicos en diversas localidades españolas, la mayor parte de ellas en regiones en transición.

Bajo el marco de estos préstamos, parte de la financiación se destinará a una nueva planta solar en Cáceres, en los municipios de Ceclavín y Alcántara, que tendrá una potencia instalada de 328 megavatios.

Además, se han analizado otros proyectos que se beneficiarán de la financiación bajo esta línea, incluyendo tanto instalaciones eólicas como fotovoltaicas en un amplio abanico de regiones españolas. Con ellas, no solo se aumentará la generación de energía limpia, sino que se mejorará la seguridad del suministro y se diversificará el mix energético en España.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.