reciclajeRRHH Press. Más del 90% de las empresas españolas recicla el papel y cartón que genera su actividad laboral, mientras que el promedio europeo se sitúa en el 80%. Unos datos que muestran toda su dimensión global si tenemos en cuenta que con cada tonelada de cartón reciclado se ahorran 140 litros de petróleo, 50.000 litros de agua y la vida de 15 árboles.

En los últimos años el reciclaje ha tenido un gran impulso en nuestro país, colocando a España entre los países europeos que más reciclan papel y cartón. Los últimos datos hablan de 5.000 millones de kilos reciclados al año, lo que supone un porcentaje que prácticamente alcanza el 70% del papel que se consume.

La recuperación de papel se ha duplicado en los últimos diez años y España bate cada año su propio récord, gracias al esfuerzo de ciudadanos, administraciones públicas e industria papelera. Actualmente, casi el 70% del papel que utilizamos se recicla, lo que nos sitúa a la cabeza de Europa, junto a países con mayor tradición en reciclaje, como Suiza, Alemania, Holanda, Austria o Noruega, cuyas cifras rondan el 72%.

El reciclaje de papel se ha convertido así en el centro de la conciencia ecológica española. El 96% de los 1.164 municipios españoles con más de 5.000 habitantes cuenta con un sistema de recogida selectiva, lo que permite que en nuestro país se reciclen al año más de 5.000 millones de kilos de papel. Este volumen supone un ahorro de espacio en vertedero equivalente a 50 estadios de fútbol como el Bernabéu o el Nou Camp llenos hasta arriba, y 4,5 millones de toneladas de CO2 menos a la atmósfera, lo que supone el 1% de las emisiones totales que se producen en nuestro país.

Cada español utiliza al año 170 kilos de papel, una cifra nos sitúa en el puesto número 24 del ranking mundial, muy lejos de los 300 kilos de papel que cada año consumen los ciudadanos de Luxemburgo, Bélgica, Finlandia o EEUU. De estos 170 kilos utilizados en España, 110 se recuperan a través de la recogida selectiva municipal (a través de contenedores, puntos limpios o la recogida puerta a puerta en el pequeño comercio y oficinas), y de la recogida industrial (en grandes superficies de distribución, imprentas y empresas en general).

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.