Imagen de la noticia

Redacción. El volumen de medianas empresas en la Unión Europea es reducido en todos los países miembros, aunque la aportación al empleo de las organizaciones de este tamaño es considerable y se mueve en un rango que oscila entre el 24 % y el 13 %.

Así lo pone de relieve el Instituto de Estudios Económicos sobre datos publicados por Eurostat para 2016, según los cuales, Luxemburgo es el país de la Unión Europea con la mayor proporción de empresas medianas sobre el total, un 2 %.

A continuación se sitúan Rumanía (1,8 %), Austria (1,6 %) y Estonia (1,5 %). Reino Unido y Bulgaria comparten un 1,3 %, mientras que Croacia, Letonia y Lituania se sitúan en un 1,2 %.

Los restantes países ya registran cifras inferiores al 1 %. Polonia, Hungría, Suecia y Eslovenia cuentan con una cifra del 0,8 %, mientras que Bélgica y la República Checa llegan ambos a un 0,7 %.

Papel importante en empleo

En España las empresas medianas suponen un 0,6 % sobre el total de empresas, cifra que comparte con Portugal y Francia. A pesar del escaso peso de las empresas medianas en el tejido empresarial de nuestro país, sí les corresponde un papel relevante en el empleo. En concreto, un 13,1% de las personas empleadas en España trabajan en empresas de tamaño mediano.

Cierran la clasificación Italia y Eslovaquia, ambos con un 0,5%.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.