Imagen de la noticia

Redacción. El 67% de las startups españolas tiene previsto aumentar su plantilla en 2020, pese a que son conscientes de que el año estará lleno de retos por la desconfianza en el mercado ante la posibilidad de entrar en recesión económica.

Así lo pone de relieve la Guía del Mercado Laboral 2019 de Hays, según la cual, el principal obstáculo a esas intenciones de contratación sigue siendo la brecha de talento que hay para encontrar los perfiles adecuados para sus vacantes. Así lo atestigua el 41 % de las startups, que, además, lamenta que los trámites burocráticos siguen siendo largos para crear o emprender nuevos negocios o divisiones (30 %).

En materia salarial, el 45 % de las startups españolas prevé subir los sueldos en 2020, el 28 % de ellas a toda su plantilla sin importar el departamento. Esta cifra coincide con las expectativas de los empleados (50 %), que esperan recibir una subida este año.

Por sectores, las compañías industriales registrarán un aumento salarial de forma más generalizada, que se dará especialmente en biotecnología y healthcare (50 %) y tecnologías de la información (43 %).

El salario sigue siendo el principal factor a la hora de considerar un nuevo empleo, y también es clave en la motivación, ya que el 60 % de los encuestados asegura que un aumento salarial es la solución a su falta de ilusión.

Más de la mitad de los trabajadores de startups (55 %) afirma no sentirse contentos con su empleo. Además del factor económico, obtener más reconocimiento por parte de la empresa (32 %), cambio de proyecto (24 %), mejores horarios (22 %) y un cambio de superior (22 %), son otros de los elementos más valorados.

También hay muchos jóvenes profesionales que se decantan por la opción de trabajar en una startup por la posible compensación en forma de acciones, con la esperanza de venta en un futuro.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.