Imagen de la noticia

Redacción. Legálitas, especialista en servicios de asistencia jurídica y seguros de defensa jurídica para particulares, autónomos y pymes, ha registrado un incremento de más del 50 % en los últimos quince días de las consultas relacionadas con asuntos laborales.

La crisis del coronavirus ha disparado la incertidumbre de los trabajadores, y así se lo están trasladando a los abogados de Legálitas, principalmente por el miedo a ser despedidos por los cierres temporales de negocios, dudas sobre las condiciones laborales en las que tienen que teletrabajar, las posibilidades de conciliar el trabajo y el cuidado de sus hijos, el temor a ser incluidos en un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) o sobre qué hacer frente a las situaciones de crisis que se dan en sus organizaciones, entre otras muchas cuestiones legales que está provocando esta pandemia.

En concreto, de todas las consultas recibidas en los últimos quince días en materia Laboral, el 24 % están relacionadas con los derechos de los trabajadores.

Durante la pasada semana, en la que ya se había suspendido la actividad educativa en los colegios, las consultas formuladas a los abogados en materia laboral, referidas a los derechos de los trabajadores, se dispararon hasta un 42,52 % más que en la semana anterior, llegando hasta el 53,72 %, si se compara con las consultas recibidas esta semana y las de hace quince días, cuando todavía no se había decretado ningún tipo de medidas excepcionales.

Se trata de una situación extraordinaria a la que los abogados de Legálitas han debido dar respuesta. Gracias al modelo operativo de la compañía, basado en tecnología online que permite el asesoramiento jurídico a distancia, los abogados han pasado prácticamente en su totalidad al formato de teletrabajo con el objetivo inicial de facilitar la conciliación laboral y familiar, y, posteriormente, siguiendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias n esta materia.

Entre las principales dudas legales que se generan habitualmente en materia laboral, destacan siempre las que representan una fuente de conflicto entre trabajador y empresario: vacaciones, permisos, excedencias, paternidad y maternidad, lactancia, concreción horaria, permisos por matrimonio, hospitalización de familiares, fallecimiento de allegados o conciliación laboral, entre otras, consultas que se amplían con las relacionadas con el empresario, principalmente sobre qué sanciones puede imponer, la graduación de las mismas o en qué casos pueden acabar en despido.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.