Redacción. Prosegur, empresa de referencia en el sector de la seguridad privada, ha puesto en marcha la segunda edición de COME IN, su programa pionero de innovación abierta para hacer frente a los retos de la seguridad del futuro.

La compañía abre de nuevo sus puertas al talento y a la creatividad de startups españolas y extranjeras que puedan aportar soluciones innovadoras para la transformación de las actividades de seguridad. En la primera edición, se presentaron más de 300 propuestas y siete startups comenzaron su trabajo para Prosegur.

COME IN facilita una oportunidad para adentrarse en el mundo de la seguridad, la gestión del efectivo, la ciberseguridad o la transformación digital de la mano de una compañía referente del sector de la seguridad privada.

La iniciativa busca startups que cuenten con un producto o prototipo funcional que dé respuesta a alguno los retos presentados por el equipo de innovación. Empresas con ideas creativas e innovadoras que quieran validar sus tecnologías en un entorno real y crecer a escala global.

La segunda edición de COME IN ya ha presentado seis retos: cuatro de las áreas de negocio -Prosegur Security, Prosegur Cash, Prosegur Alarms, Prosegur AVOS (externalización de servicios de alto valor añadido), Cipher (Ciberseguridad)- y uno corporativo para el área Legal.

Los participantes podrán presentar sus proyectos antes del 14 de junio y, posteriormente, las propuestas serán evaluadas por un comité de selección.

Una vez valoradas las candidaturas, los proyectos finalistas serán invitados a participar en el Selection Day, jornada en la que las startups presentarán sus soluciones al comité de selección y los responsables de diferentes áreas y negocios de Prosegur.

Las empresas seleccionadas tendrán la oportunidad de trabajar junto con las unidades de negocio de la compañía para desarrollar la propuesta de valor de su producto y poner en marcha una prueba piloto.

José Daniel García, director corporativo de innovación de Prosegur, destaca que “la primera edición de COME IN fue todo un éxito. Recibimos multitud de ideas innovadoras en un contexto marcado por la incertidumbre y donde la seguridad ha cobrado un nivel de importancia muy alto”.

“Lanzamos ahora la segunda edición conscientes de que el reto es aún mayor. La visibilidad que ha ganado la seguridad nos obliga a seguir elevando el nivel de excelencia y la exigencia en todo lo que hacemos. En este contexto, sabemos que la colaboración es un elemento esencial y tenemos la certeza de que hay multitud de proyectos innovadores que necesitan ser explotados y que nos van a ayudar a construir nuestro futuro más cercano”, añade García.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.