De izquierda a derecha, Antonio de la Fuente (ADiReLab), Pablo Francesh (Inditex), Oscar Maraver (Telefónica) y Javier Benavente (Alares)

Redacción. Alares, entidad especializada en la prestación privada de servicios asistenciales a las personas, y la Asociación de Directivos y Profesionales de Relaciones Laborales (AdiReLab) han entregado esta semana los primeros premios nacionales ADiReLab Alares sobre Relaciones Laborales, en el marco del tercer congreso nacional de AdiReLab, celebrado en la sede de Fundación Telefónica.

Alares y ADiReLab decidieron convocar estos premios en el pasado mes de septiembre con el fin de apoyar la labor de todos los profesionales de Relaciones Laborales como agentes que favorecen la calidad de vida en el trabajo y la competitividad empresarial. Los premios incluían dos modalidades: mejor trayectoria profesional y acción relevante en 2018 en materia de relaciones laborales y responsabilidad social, diversidad e igualdad y conciliación de la vida laboral y personal.

En mejor trayectoria profesional, el premio ha recaído en Oscar Maraver, exdirector de RRHH y Relaciones Laborales de Telefónica, por haber liderado con éxito una renovación constante en este ámbito en la multinacional española de telecomunicaciones.

En la modalidad de acción relevante en 2018, el premio ha sido para Pablo Francesh, director de Asesoría Jurídica y Relaciones Laborales del Grupo Inditex, a quien se le ha reconocido por intervenir y liderar el Acuerdo Marco Internacional de Plantilla Propia, firmado con el sindicato global UNI, cuyos principios están basados tanto en los convenios fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) como en la Declaración de Derechos Humanos.

El Acuerdo Marco Global es una de las mejores herramientas para seguir asegurando y promoviendo las mejores prácticas laborales entre las empresas que aprovisionan la industria textil.

Además, Inditex, a través de su área de Sostenibilidad y Responsabilidad Social Empresarial, ha firmado el Acuerdo Marco Internacional ampliándolo a su cadena de proveedores.

Este acuerdo obliga a los proveedores a ser transparentes, facilitando que los conflictos laborales puedan resolverse de manera satisfactoria, además de propiciar una mayor participación de los sindicatos en los países productores.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.