Imagen de la noticia

Redacción. Indra, una de las principales compañías globales de tecnología y consultoría, ha reforzado su posición como una de las compañías líderes en innovación en Europa tanto por su inversión en I+D+i como por su modelo de innovación, que acaba de renovar las certificaciones española y europea que acreditan su competencia y aportación de valor.

Según el último ranking EU Industrial R&D Investment Scoreboard, que acaba de publicar la Comisión Europea, Indra es una de las empresas españolas y de su sector en Europa que más invierte en I+D+i, con 210 millones de euros y un 6,8 % de las ventas dedicados a esta materia solo en 2018. En los últimos seis años, Indra ha invertido más de 1.100 millones de euros en I+D+i.

Además de dedicar importantes recursos al I+D+i, Indra cuenta con un modelo de innovación global que busca la excelencia y la mejora continua en esta materia. Dicho modelo ha renovado recientemente las certificaciones de su modelo de gestión del I+D+i según las normas de calidad española, UNE 166002: Gestión de la I+D+i, y europea, CEN/TS 16555-1: Innovation Management System, a través de Aenor.

Estas certificaciones acreditan que Indra sigue trabajando para garantizar una gestión de la innovación óptima que contribuya a la creación de valor, con el fin de que sus productos y servicios den respuesta a las nuevas necesidades tanto de los clientes como de la sociedad. Suponen, además, un elemento de valor añadido y diferenciador respecto a la competencia.

Los certificados han ampliado su alcance, tanto en las tecnologías y líneas de I+D+i que incorporan, como en las compañías que incluyen. Con la renovación alcanzan a todas las sedes que desarrollan proyectos de innovación de Indra, de Minsait, su filial de consultoría de transformación digital y tecnologías de la información en España y Latinoamérica, y de Prointec, su filial especializada en ingeniería, arquitectura y consultoría de infraestructuras, urbanismo y medio ambiente, que se ha incorporado este año.

Garantizan que Indra cumple con los requisitos y directrices para organizar y gestionar eficazmente la I+D+i y su cartera de proyectos innovadores, identificar ideas y materializar oportunidades para generar tecnologías propias y/o patentes, realizar una correcta transferencia tecnológica, identificar tecnologías emergentes o nuevas tecnologías o crear ventajas competitivas basadas en la I+D+i.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.