molotovAgencias. Varios cócteles molotov fueron arrojados anoche contra el edificio que alberga las sedes de los sindicatos CC.OO. y UGT en la localidad alavesa de Llodio, según confirmaron fuentes del Departamento vasco de Interior.

El atentado tuvo lugar pasadas las doce de la madrugada en la calle San Martín, y provocó escasos daños en la fachada del edificio.

Rodolfo Ares, responsable de Interior del gobierno vasco, condenó el ataque y se solidarizó conn las dos centrales sindicales y sus afiliados, además de reiterar su compromiso de trabajar sin descanso para acabar con la violencia en Euskadi.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.