Imagen de la noticia

Andrés García-Arroyo. Cada viernes los empleados de Workday en todo el mundo reciben una notificación en sus dispositivos invitándoles a responder una encuesta rápida.

Entre los enunciados que se pueden encontrar en la misma están: “Mi jefe busca y responde positivamente a sugerencias e ideas” y “Se me ofrece formación o desarrollo para seguir creciendo profesionalmente".

Quienes eligen participar, pueden responder en una escala de uno a cinco, que va desde “casi siempre” hasta “casi nunca”.

Para las organizaciones que encuestan a sus empleados una o dos veces al año, un sondeo semanal puede parecer excesivo o, incluso, extremo. Pero pensemos en esto: cada minuto cuenta al hablar de experiencia del empleado, y una empresa de éxito debe estar en perfecta consonancia con ella si quiere atraer y mantener a las mejores personas. Esto significa hacer todo lo posible para garantizar que cada trabajador se sienta valorado, escuchado y respetado.

En el panorama actual, nuestras vidas profesional y personal se entrelazan cada vez más. Este cambio en la dinámica del lugar de trabajo hace que las organizaciones tengan aún mayor responsabilidad de adoptar un enfoque holístico de la experiencia de los empleados.

Estas son algunas de las iniciativas que en Workday creemos más interesantes y que nosotros mismos hemos empezado a aplicar:

Proporcionar muchos canales para recibir feedback. Un trabajador no puede tener una buena experiencia laboral a menos que pueda compartir sus ideas e inquietudes y saber que su jefe y la organización en su conjunto escuchan y toman medidas basadas en sus comentarios.

Una de mis iniciativas favoritas es la ya mencionada encuesta en la que se plantean dos preguntas semanales a través de nuestro propio sistema. Los directivos tienen un panel para analizar los resultados, desde el que pueden entender mejor el nivel de experiencias que están creando para sus equipos.

Para garantizar la veracidad y la confidencialidad, al menos tres miembros de un mismo equipo deben responder a una pregunta para que su responsable reciba los resultados agregados.

Capacitar a los empleados para guiar sus trayectorias. Cuando se permite a las personas realizar las tareas para las que están mejor preparadas y descubrir nuevas oportunidades, esto afecta positivamente al rendimiento general y proporciona los mejores resultados para nuestros compañeros, clientes y empresa.

Reemplazar la evaluación anual de rendimiento por controles de carrera y evolución, que son diálogos continuos entre los empleados y sus managers, se erige como una opción mucho más útil para elaborar carreras de crecimiento profesional de los trabajadores dentro de la empresa.

Se trata de una manera de trabajar en lo que todos podemos hacer para incrementar su contribución en el futuro, en lugar de demostrar lo que han hecho en el pasado.

Crear un lugar de trabajo inclusivo. Las empresas son cada vez más conscientes de la importancia de generar un espacio inclusivo en el entorno de trabajo, un lugar en el que se gestione la diversidad.

Para ello es muy importante contar con las experiencias de los empleados. En Workday, nuestros trabajadores pueden reunirse en grupos internos que promueven el desarrollo profesional de sus miembros y son una oportunidad para compartir distintos puntos de vista.

Este año hemos celebrado la primera conferencia entre los líderes de estos grupos de trabajo para hablar sobre diversidad e inclusión.

Apoyo al bienestar. Si a todas estas estrategias les sumamos experiencias distintas que apoyan al bienestar del empleado, estaremos contribuyendo a que se sientan mejor y más satisfechos en su puesto de trabajo. Talleres de cocina, fitness o, incluso, participar en actividades al aire libre, como el senderismo, son alguna de las actividades a las que nuestros empleados tienen acceso.

Además, henos realizado una campaña educativa sobre salud mental en toda la compañía que incluía síntomas de enfermedades mentales y recursos disponibles, y presentamos un panel donde los empleados compartieron sus experiencias, ya fueran personales, de amigos o familiares.

En esta misma línea, estamos estableciendo una red de salud mental, donde cualquier empleado que desee romper el estigma de la salud mental puede ayudar a planificar u organizar eventos en nuestras oficinas, así como trabajar con nuestro equipo de bienestar para planificar futuros programas para toda la compañía.

Crear un excelente lugar de trabajo para todos realmente significa proporcionar grandes experiencias, y nosotros tenemos el compromiso de ayudar a los empleados a conectarse, crecer y sentirse apoyados tanto en sus carreras como en sus vidas personales.

Me gustaría que estas iniciativas pudieran servir de ejemplo a otras empresas, al tiempo que sería realmente enriquecedor poder inspirarnos en cómo otros líderes de RRHH están creando las mejores experiencias para los empleados.

Andres García-ArroyoAndrés García-Arroyo es Country Manager de Workday Iberia

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.