La primera incubadora de startups de Andalucía apoya a un centenar de empresas en sus diez años de actividad

Redacción. La Tecnoincubadora Marie Curie del Parque Científico y Tecnológico Cartuja (PCT Cartuja), en Sevilla, ha cumplido diez años como referente de las empresas de base tecnológica en Andalucía, al haber acogido y acompañado en su crecimiento a casi un centenar de ellas durante este periodo.

En la actualidad, la tecnoincubadora alberga a 39 startups que desarrollan su actividad en sectores tales como energía, ingeniería, tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC) y marketing digital.

Esta tecnoincubadora fue el primer espacio de estas características que abrió en Andalucía, en el año 2010, con 40 módulos de 50 metros cuadrados ocupados y 25 empresas en espera. Desde entonces ha sido una pieza clave en la consolidación de empresas de base tecnológica en sus primeros años de vida.

Este centro facilita la generación y consolidación de startups innovadoras con vocación de competir en el mercado nacional e internacional, para lo que proporciona tanto acceso a espacios físicos -módulos de alojamiento adaptados y salas de reuniones que reúnen las nuevas medidas de seguridad frente al covid-19-, como asesoramiento y mentoring personalizado, asesoría financiera, capacitación y desarrollo tecnológico, y otros servicios empresariales avanzados.

Además, las startups alojadas en este espacio encuentran un ambiente tecnológicamente emprendedor, con acompañamiento de la gestora del parque, sinergias, asesoramiento y acceso a redes nacionales e internacionales.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.